divendres, 26 de juliol de 2013

FAMILIA DE Dª MARTHA ADRIANA PERALTA Y PUEBLO DE OCOTAL: RECIBAN NUESTRO MÁS SINCERO PÉSAME...


No se me aflijan muchachas, no miren su trabajo como un fracaso. Ustedes hicieron un largo viaje para acompañarnos en esta batalla del pueblo nicaragüense contra el analfabetismo. Trabajaron duro en la montaña de Nueva Segovia, de Jalapa, de Quilalí, de Ciudad Antigua, de Ocotal,... y tal vez no recogieron los frutos que esperaban de su trabajo. Pero ustedes hicieron algo importante: nos abrieron el camino en muchos lugares, en muchos caminos... retiraron las piedras y limpiaron los espineros: ahora ya miramos por donde debemos caminar más rápido... Ustedes muchachas nos acompañaron y hicieron un buen trabajo... eso ni lo duden!...” Recuerdo estas palabras sabias y llenas de ternura y afecto recogidas en el momento de la boca de Dª Martha Adriana Peralta con motivo de la despedida hace diez años de la Brigada Mestre Rafael Farré que permitió a una veintena de jóvenes estudiantes de Educación Social de la Universidad de Girona realizar el Practicum de sus estudios participando en un projecto de alfabetización de la AEPCFA en diferentes municipios de Nueva Segovia. 
 
  La colaboración de Dª Martha Adriana con la AEPCFA-Girona se remonta a finales de los 80 cuando ella dirigía el INPRHU de Ocotal. Una compañera y gran amiga suya, Aura Estela Mendoza, nos visitó y compartió con nosotros su tiempo en Girona por tres meses. De manera que para nosotros la visita a Ocotal a la casa de Dª Martha Adriana y Aura Estela eran obligadas y han sido una fuente de satisfacciones y recuerdos entrañables.
Dª Martha Adriana era una persona afable, generosa, solidaria, comprometida con el sandinismo y la Revolución y que desprendía afecto... ¡No saben ustedes como sentimos su definitiva perdida!
Hacemos llegar a toda la familia, a todo el pueblo de Ocotal, nuestro dolor ante tan sensible pérdida y nuestro convencimiento de que su recuerdo perdurará entre quienes la conocimos y la estimamos.